El conflicto que perdura

La idea de pueblo en la tradición liberal argentina

Corriente dominante en la vida argentina, el liberalismo no ha podido resolver sus contradicciones con la democracia. Este trabajo recorre la historia y los grandes textos del liberalismo argentino para comprobar una perdurable ambigüedad, la que tiene que ver con el lugar del pueblo en el imaginario liberal. Se llama pueblo al sujeto político, al conjunto de los ciudadanos, pero también se usa el mismo término para referirse con desdén a los más pobres de la sociedad. Rechazando todo maniqueísmo, el libro intenta recuperar las grandes tradiciones populares de la historia argentina en su expresión diversa y, a veces, contradictoria. La investigación alcanza hasta las vísperas del peronismo, pero el título sugiere inequívocamente que ese mismo conflicto irresuelto acecha los destinos de la Argentina de hoy.

Lectura sonorizada

Sobre el autor

Eduardo Jozami no se supo escritor con sus poemas de adolescencia. De hecho, no escribió ninguno, aunque admitir esto no ayude a completar un perfil marketinero de autor. Los poemas se los dieron Machado y su compañero de militancia Juan Gelman, y los leyó una y otra vez cuando más le hicieron falta: en la cárcel, donde finalmente sintió que el de escritor era uno de sus tantos oficios.

Preso legal de la dictadura, su suerte dependía del comité militar, al igual que los detenidos clandestinamente; primero estuvo en La Plata, conocido después como el pabellón de la muerte, luego en Caseros y luego en Sierra Chica. Una de las pocas cosas que podía hacer sin grandes limitaciones era escribir: leer y escribir. En parte su ejercicio era una necesidad de volcar angustias y pensamientos del encierro, que paradójicamente excitaban cierta imaginación y ganas de hacer cosas, como forma también de hasta mantener la cordura y no perderse en la soledad de la celda y de los años.

Periodista y abogado desde los 21 años, a comienzos de los años 60, activista político y sindical desde entonces, dice que en aquellos tiempos“cuando la política lo invadía todo” la militancia y la acción eran fundamentales. Más de una década después, en aquella celda sin rejas y con una ventana que era el sol, supo que no podía hacer otra cosa más importante que no fuera escribir. Entonces empezó a pensar las cosas del mundo como temas de escritura. Eso operó una transformación definitiva que trascendió con creces los muros de la dictadura genocida.

A 35 años de haber recuperado su libertad, Eduardo Jozami escribe “El Conflicto que Perdura”, un texto que pone en tensión las grandes contradicciones argentinas yendo a la génesis y siguiendo el devenir de las corrientes que configuraron el pensamiento nacional. Una historización imprescindible hecha por un apasionado del Siglo XIX y un protagonista directo de la historia reciente.

Ver catálogo
Ver más destacados